Como cada año escolar, nuestra Asociación Activoz propone un reto que consiga dar visibilidad a las capacidades de las personas con diversidad funcional.

El primer reto que nos propusimos en 2018 fue coronar la cima más alta de España: el Teide. En 2019 quisimos recorrer parte del Camino de Santiago.

En el primer reto fueron 15 personas con diversidad funcional las que se sumaron al proyecto. A Santiago el grupo viajero aumentó a 37 personas con diversidad funcional. Este año serán 35 personas con diversidad funcional las que asuman el nuevo reto: recorrer 110 kilómetros de las faldas del Mont Blanc.

 

Kilómetros por recorrer

En esta ocasión, el grupo viajero estará formado por 35 personas con diversidad funcional, 15 voluntarios que serán el apoyo de nuestros protagonistas, 1 enfermedo/a y 1 fotógrafo/a.

Para conseguir llevar nuestra asociación a Mont Blanc creamos un Crowdfunding Solidario en la plataforma de migranodearena.org.